Sigue todos nuestros consejos
en nuestra FanPage de Facebook
REMEDIOS CASEROS, SALUD Y PSICOLOGÍA

martes, 15 de julio de 2014

¿TRABAJAR DESDE CASA O DESDE LA OFICINA?



Trabajar desde casa tiene muchas ventajas... pero también muchos inconvenientes. Hoy vamos a enumerarte algunas de estas características.
oficina-casa
Oficina en casa

Horarios

  • Puedes marcarte tus propios horarios. ¿Hoy te apetece levantarte un poco más tarde o quieres tomarte una tarde libre? Siempre que puedas hacerlo, ¡bienvenido!
  • Los horarios no siempre son tan buenos como puedas pensar, sobre todo en los inicios. Muchas veces tendrás que quedarte más horas de las que es debido delante del ordenador, acostarte a altas horas de la madrugada y trabajar los fines de semana.

Eres tu propio jefe

  • Normalmente eres tu propio jefe y tú mismo te marcas las pautas. No te vas a despedir a ti mismo y no tienes a nadie por encima si llevas tu propia empresa.
  • Esto también implica que todas las responsabilidades recaen sobre ti. Las quejas de los clientes, las entregas a tiempo, los errores en los proyectos... Y al ser tú mismo la empresa, no deberías mostrar tanta pasividad, porque al fin y al cabo es tu dinero.

Sociabilidad

  • ¿Hoy no te apetece hablar con nadie? ¿Tienes un mal día? No te preocupes, porque no hace falta que interactúes con tus compañeros de trabajo. Con enviarles un email, si es necesario, puede bastar y no hará falta veros cara a cara.
  • La asociabilidad y la falta de contacto humano que puede conllevar trabajar desde casa, puede ser un peligro a medio plazo. En algún momento necesitarás comunicarte con alguien, hacer alguna breve pausa para el café y charlar 5 minutos, saber cara a cara qué sucede en el mundo o en la vida de tus amigos, escuchar alguna voz nueva...

Transporte

  • Ahorrarás tiempo y dinero, porque no hará falta que salgas de casa 1 hora antes para coger el coche o el metro. ¡Rentabilízalo! De modo que podrás invertirlo en trabajar un poco más o remolonear en la cama y comprarte algún capricho.
  • El no salir a la calle implica que te cierres demasiado al mundo ¡sal y que te de el aire! Por mucho que trabajes debes buscar tiempo para ti y tu ocio, busca alguna actividad porque corres el riesgo de convertirte en un huraño.

Productividad

  • Hay personas que son más productivas en casa que en la oficina porque saben delimitar y separar ambos conceptos. Sobre todo si tienen un despacho o sala independiente para poder trabajar sin distracciones.
  • En cambio, para otras personas el no salir de casa les provoca un despiste total y, sin darse cuenta, buscan cualquier excusa para no trabajar. Necesitan presión y unas obligaciones más directas para rendir al máximo.


COPYRIGHT © RUBÉN S. / Foto Por Cortesía: Fotolia
RED DE BLOGS "GRUPO LM"


Facebook:

Red de Blogs "GRUPO LM"

Suscríbete por Mail:

Blogs GRUPO LM

0 comentarios:

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More

 
Grupo LMPublicidad